feb 17, 2012

Cómo hacer un caballo con un calcetín

Cómo hacer un caballo de trapo

Si el otro día os mostraba cómo hacer una ardilla con un guante hoy vamos a ir un poco más allá. ¿Queréis saber cómo hacer este precioso caballo de trapo? Pues empezad por rebuscar en el cajón de los calcetines.

Esta idea tan ingeniosa pertenece a Hetty, una madre holandesa relacionada con el diseño y la arquitectura. En su blog, Light Blue Grey, podemos encontrar montones de ideas inspiradoras y sobre todo, trucos y tutoriales para hacer juguetes y objetos de decoración con nuestras propias manos. Uno de sus tutoriales más famosos es éste, donde nos detalla cómo realizar un caballo de trapo.

1. Materiales

– Un calcetín viejo grande, mejor tipo deporte.
– Dos botones de color brillante.
– Dos botones más pequeños negros.
– Relleno para cojines.
– Hilo blanco fuerte.
– Hilo oscuro fuerte.
– Aguja larga de lana.
– Aguja de coser normal.
– Lana gorda para la crin.
– Cordón para atar el calcetín al palo (podría ser lana).
– Una tira de cuero o imitación (1m x 2,5cms). Puede usarse un cinturón viejo.
– Un metro de cordón o cuerda para las riendas.
– Fieltro para las orejas
– Dos anillas metálicas tipo llavero de unos 3,5cms de diámetro.
– Dos cascabeles.
– Un palo de madera (de fregona, por ejemplo).

Parecen muchos materiales pero, en realidad, son cosas fáciles de conseguir. Lo más complicado quizás sean las tiras de cuero pero, si no disponemos de ellas, simpre podemos hacerlas de tela, con el cinturón de una bata o un vestido, por ejemplo.

2. Proceso

Comenzamos por cortar el palo al tamaño que necesitamos dependiendo de la altura del niño. Después iremos rellenando el calcetín hasta que tome cuerpo. Nuestra cabeza ya está lista.

Podemos añadirle una abundante melena con hebras de lana gruesa. Comenzaremos desde lo alto de la cabeza, lo que sería el talón de nuestro calcetín, hasta un poco antes del cierre. Nuestro caballo ya puede lucir una frondosa crin.

Ahora toca darle expresión a la cara. Comenzaremos cosiendo los ojos con hilo blanco y una aguja larga que nos permita atravesar la cabeza de lado a lado. Intenta que los ojos queden simétricos. Colocamos el botón negro sobre el de color y los fijamos a un lado de la cabeza, después, atravesaremos con la aguja hasta el otro lado de la cabeza donde colocaremos los otros dos botones y haremos el camino inverso. Así varias veces hasta que queden bien fijados.

Para hacer la boca utilizaremos una hebra de hilo oscuro y daremos una puntada larga de lado a lado en la punta del calcetín. Lo repetiremos varias veces tirando bien del hilo para conseguir un pequeño pliegue. Si tiras de la hebra un poco para abajo conseguireremo el efecto de una sonrisa.

Corta dos triángulos en dos colores diferentes de fieltro, uno un poco más grande que el otro, y cóselos a la cabeza para que queden simétricos. Nuestro caballo ya tiene orejas.

Para construir la parte del bocado necesitamos una cinta de piel o tela de 2,5 cms de ancho y 2 anillas metálicas. Fíjate bien en las fotos para ver su dirección y colocación. Puedes añadirle a los lados dos cascabeles. Para las riendas utiliza un cordón o una cuerda y átalas a las anillas que hay a ambos lados de la cabeza.

Por último, introduciremos el palo en la cabeza. Si es necesario puedes añadirle un poco más de relleno. Con un cordón ataremos muy fuerte el extremo del calcetín al palo, si es necesario puedes darle unas puntadas para fijarlo mejor.

Ahora sólo queda ver la cara de vuestros hijos cuando les enseñéis el resultado!!!! :)

Este proyecto tan increible lo encontré gracias al blog de La Casa de Cotó ¿recordáis los cojines y puffs de ganchillo?

Imágenes de Light Blue Grey.

1 comentario

Deja tu comentario

Preparando la llegada de un bebé

Patrocinadores


Suscríbete al blog!!!

Recibe Se Llamará en tu email:

Archivos

Don't you speak spanish?

    Translate to:

¡Estamos en Madresfera! :)